camas electricas

Cama Articulada

Las camas articuladas son necesarias para varios procesos de enfermedad o de recuperación de una operación. Estas camas incorporan un motor eléctrico que le da movimiento a la cama pudiendo conseguir varias posturas y movimientos. Aunque sea una cama mayoritariamente de uso hospitalario, en casa puede llegar a ser imprescindible en algunos casos como veremos a continuación. Aquí vemos una pequeña guía para poder elegir correctamente una cama adecuada a sus condiciones.

 

  1. Las camas articuladas se pueden clasificar según las articulaciones que contengan. Estas articulaciones son las que permiten el cambio postural y movimiento en la cama:
  • Un plano:

Son camas con una única articulación en la cabeza.

  • Dos planos:

Esta tiene también solo una articulación, generalmente en el tronco, permitiendo la incorporación del usuario.

  • Tres planos:

Poseen dos articulaciones que regulan las piernas y el tronco. La incorporación del tronco permite o facilita la realización de muchas actividades de la vida diaria como comer, ver la televisión, leer una revista o incluso ayuda a realizar transferencias. La parte de las piernas, permite su elevación para mantener la postura erguida, ya que solo elevando el tronco el paciente tiende a “escurrirse” hacia abajo, a la vez favorece la circulación de la sangre

  • Cuatro planos:

Estas camas tienes tres articulaciones, como la anterior en tronco y piernas, pero con la añadidura de un segmento más en las piernas. Esto permite un mejor descanso de las piernas, pareciéndose a la postura de sentado. Este modelo es el más común en hospitales y residencias para mayores.

  • Cinco planos:

Las mejores camas en cuanto a comodidad y confort, permite la articulación de todo lo anterior: tronco, piernas, pies y además la cabeza. Es la más ergonómica de todas, y permite casi todas las posturas posibles.

 

  1. También se pueden clasificar según tengan carro elevador o no.

  • Con carro elevador:

La cama con carro elevador está indicada para personas dependientes que tienen que pasar prácticamente todo el tiempo encamados. Permite elevar y bajar la cama junto al paciente. Estas camas suelen tener 3 o 4 articulaciones, ya que como mínimo deben tenerlo para pacientes que precisen este tipo. Facilita el cuidado y tratamiento por parte del cuidador y permite una gran accesibilidad al paciente.

  • Sin carro elevador:

Este tipo de camas tiene patas fijas aunque regulables, puede haber con cualquier número de planos. Está recomendada para personas que cumplen un mínimo de independencia junto a la posibilidad de levantarse o de colaborar en el aseo y cuidados diarios.

  • Sistemas de elevación:

  • Tijera o carro elevador:

Se abre o se cierra según la inclinación que necesitemos.

  • Telescópica:

Utiliza dos motores independientes una para cada parte.

  • Sistema Trendelenburg / Anti-Trendelenburg.

Este sistema lo poseen algunas camas articuladas, pero ¿en qué consiste exactamente?

Este sistema consiste en una inclinación de la cama en los dos sentidos, es decir, dejando los pies por debajo de la cabeza en una línea horizontal (anti-Trendelenburg) o al revés, dejando la cabeza por debajo de los pies (Trendelenburg).

Este mecanismo es muy importante para algunas patologías de tipo abdominal, infinidad de cirugías o afectaciones ginecológicas ya que aprovecha los efectos fisiológicos de estas posturas para la recuperación y cuidados del paciente.

NO dude consultar con un especialista cualquier duda ya que cada mínimo detalle puede ser de gran importancia.

 

  1. Tipo de colchón:

  • Colchón de látex

Este tipo de colchón es caliente y se adapta muy bien al peso y a la forma del paciente que la ocupe y favorece un gran descanso. Está indicado para personas con algo de independencia ya que puede tender a que aparezcan ulceras, rozaduras o escaras.

  • Colchón visco elástico

Los colchones de este material tienen una particularidad específica, es que permiten que circule el aire, lo que favorece la comodidad evitando la aparición de rozaduras y úlceras debido a que este tipo de material calienta menos la piel del usuario.

  • Colchón anti escaras

Este tipo de colchón lo podríamos dividir en dos modelos según su función:

  • Preventivos: Los preventivos normalmente son de material visco elástico con gran circulación del aire, previniendo sobre todo la aparición de úlceras, rozaduras y escaras.
  • Activos: Este tipo es el más especializado en prevención o incluso tratamiento de úlceras. Está compuesto por colchonetas de aire distribuidas en celdas y separadas por compresores para repartir y así disminuir al máximo la presión ejercida en la piel, activando cada cierto tiempo unas zonas u otras para no tener sobre cargado una parte.

El colchón anti escaras está indicado para personas que tienen que permanecer encamados prácticamente todo el tiempo debido a enfermedades tipo demencias o Alzheimer entre otras.

 

  1. Accesorios:

Hay infinidad de productos y características para las camas articuladas dependiendo de cada patología y cada caso, ya que cada paciente es un mundo. Por eso existen accesorios para ayudar a la movilidad dentro de la cama, a incorporarse o a facilitar la higiene.

  • Pueden haber productos para cambiar de postura como incorporarse o levantarse como el triángulo o la escalerilla.
  • También puede encontrar la necesidad de tener barandillas o incluso cinturón cuando el paciente se encuentra desorientado, o se mueve excesivamente.
  • La higiene puede verse también muy facilitada por productos como esponjas especiales para usar en pacientes encamados que llevan directamente jabón, o lava cabezas para usar acostado.

No olvide consultar cualquier duda o cualquier necesidad que tenga porque debido a las infinitas necesidades, existe seguro un dispositivo o accesorio que le puede servir.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *